El Consejero de Turismo, Comercio y Consumo afirma que el comercio debe ahora cambiar, adaptarse y reinventarse

EUSKADI

En la inauguración del XXII Encuentro del Comercio Vasco, celebrado hoy bajo el lema "El Comercio de la nueva era", el Consejero de Turismo, Comercio y Consumo, Javier Hurtado ha destacado que el comercio debe ahora cambiar, adaptarse, reinventarse para poder enfrentarse a un escenario cargado de incertidumbre y en el que la flexibilidad y la capacidad de reacción van a ser indispensables. “Y debe hacerlo –ha añadido- teniendo en cuenta que se enfrenta a una situación de necesaria transformación digital, pero también de puesta en valor y reconocimiento del comercio tradicional por parte de las personas consumidoras”.

Según Javier Hurtado, en el comercio vasco convergen dos claras tendencias: la de la digitalización y la omnicanalidad que venía manifestándose antes de la crisis del COVID, fruto de los nuevos hábitos de las personas consumidoras y la innovación tecnológica; y la que nos atrae de nuevo al comercio local, fruto del envejecimiento poblacional y de la comprensión de la importancia del comercio de barrio que se ha agudizado con la pandemia. “Se abre –ha dicho- un camino hacia un nuevo rol social del comercio de proximidad y en esta dicotomía, desde el Departamento de Turismo, Comercio y Consumo tenemos claro que el comercio local debe mantener su identidad y singularidad: tiendas de barrio sí, pero tiendas 4.0 también”.

En este sentido, el Consejero Hurtado ha recordado que su Departamento trabaja de la mano del sector y del resto de instituciones con el objetivo de reforzar aún más la mejora competitiva, apoyando la consolidación de un comercio vasco más fuerte, sólido y competitivo. “Nuestras medidas y ayudas -ha explicado- buscan hacer llegar la innovación tecnológica al sector para facilitar la necesaria transformación digital del comercio tradicional. Las políticas institucionales de emprendimiento y competitividad son dos herramientas estratégicas de consolidación y modernización del sector, claves para garantizar el servicio a la ciudadanía, la calidad de vida y la cohesión social de nuestro modelo urbano”.

Asimismo, el Consejero ha recordado la importancia de reconquistar el espacio urbano. “Yo soy un firme defensor de la necesidad de esta reconquista del espacio público, de los espacios urbanos recuperados para las personas. Los datos demuestran que las medidas de sostenibilidad y la peatonalización de los centros urbanos sirven como efecto llamada para las personas consumidoras, lo que deriva en el enriquecimiento de la zona y el aumento de su rentabilidad. Y esto es beneficioso para el comercio y la hostelería local”.